Exportación desde Venezuela

Exportación de productos agrícolas desde Venezuela

Autor:Ing. Agr. MSc. Arístides Campos



Agro Tecnologia Tropical en Twitter .... Agro Tecnologia Tropical en Facebook ....  Canal de Agro Tecnologia Tropical en YOUTUBE.... Sígueme en Likedin .... sígueme en Instagram

Los altos ingresos petroleros obtenidos por Venezuela durante el siglo XX e inicio del siglo XXI, desestimularon la diversificación de la economía, incluso de ser líderes mundiales en la exportación de café y cacao, además de autosuficientes en casi todos los alimentos que consumíamos, pasamos a ser importadores neto de casi todos los rubros agrícolas con muy contadas excepciones, todo esto financiado por los petrodólares. Ahora la situación ha cambiado y existe unas grandes oportunidades en el negocio de la exportación de rubros agrícolas que analizaremos a continuación.


Sin entrar en las causas que nos llevaron a esta situación económica, actualmente luce nuevamente muy atractiva la opción de exportar rubros agrícolas y compensar la caída de los ingresos petroleros, sin embargo hay algunas consideraciones que debemos tener en cuenta para tener éxito en el proceso, las cuales pasamos a mencionar a continuación:

Consideraciones generales


En nuestra experiencia de campo hemos venido observando que muchos Agricultores han querido dar el paso para incursionar en el negocio de la exportación, considerando que su experiencia les permite obtener un producto de óptima calidad y que puede ser exportable de acuerdo a los requerimientos internacionales.

Se crean las condiciones para exportar desde Venezuela Sin embargo, es necesario realizar una serie de consideraciones en el momento de tomar la decisión, posiblemente hayan factores que no dependan del dominio de cada productor y posiblemente algunas regulaciones de tipo legal con las cuales se deban enfrentar.

Partamos del hecho que queremos exportar y no sabemos cómo hacerlo, en condiciones normales cada país tiene dentro de su estructura institucional instancias que deben orientar a cada interesado en realizar dicha actividad por ende acudir a ellos es lo mas razonable.

Allí habrá personal calificado para que el interesado canalice todo su esfuerzo y pueda con la máxima eficiencia lograr su objetivo de exportar. Luego de tener toda la información del proceso de exportación como tal, el productor o empresario debe determinar cuál es el momento óptimo para iniciar su actividad, en este caso, suponemos que lo producido se ajusta a los requerimientos del mercado meta.

El comercio internacional de frutas desde Venezuela Si aún no se conoce el mercado, pero quiere incursionar en el negocio, entonces debe apoyarse en especialistas que le ayuden a evaluar cuál sería la mejor opción de colocación de su producto, fechas de mejor precio y máxima demanda o sencillamente visualizar si sólo tiene la capacidad de producción para una época o si puede sostener su oferta de producto por un período de tiempo más prolongado.

De acuerdo a lo dicho anteriormente, en nuestra empresa consideramos que el negocio de la exportación, como todo proceso relacionado con el mercadeo en la agricultura, se debe sustentar en cuatro factores fundamentales como son: Calidad, Cantidad, Continuidad y Competitividad.

Estos factores fueron analizados en un capitulo anterior de nuestra página web, que puede ser accedido en el siguiente enlace:

Mercadeo agrícola

Sin embargo debemos hacer hincapié en ellos porque su conocimiento es un factor de éxito en esta actividad.

Un elemento a considerar para aplicar estos principios es que si no hay Cultura de Exportación en el país o región de donde se pretenda realizar la misma, los costos operativos serían muy elevados y posiblemente será un factor de desestimulo para quien quiera incursionar en dicha actividad.

Consideramos que este tema es de competencia global, es decir, debe existir un órgano rector que facilite las condiciones y que el productor pueda crear su infraestructura con la mayor eficiencia posible, pasa esto por tener seguridad jurídica, seguridad personal y la posibilidad de disfrute de sus ingresos en divisas.

Esto a la larga es favorable porque se estaría incentivando a que nuevos actores se incorporen al proceso productivo y generen más divisas que el estado tendría a disposición para cumplir compromisos internacionales producto del cobro de los impuestos generados por el ingreso en moneda extranjera.

¿Qué pasaría si no hay Cultura de Exportación?

Los esfuerzos se diluyen porque se tendría que realizar todo el proceso de formación del personal que participa directamente en cada proceso, se tendría que considerar traer personal foráneo que fungiría como entrenadores de los locales.

Igualmente los oferentes de servicios se tendrían que adaptar a las condiciones de exportación, por ejemplo los fabricantes de empaques o contenedores al igual que los de etiquetados y el transporte mismo, por eso es la consideración de que es una actividad global donde deben participar muchos entes para que se pueda lograr. No se podrá exportar con éxito si no se conjugan todos estos elementos.

En el caso Venezuela, al parecer no hay restricciones aparentes en cuanto a que hay muchos rubros exportables con condiciones competitivas extraordinarias, sin embargo no se están promoviendo las condiciones para lograr el entusiasmo de los productores.

La pregunta que surge ante esta situación es: ¿Quién lo promueve?
En la actualidad conocemos de algunas empresas interesadas en realizar una oferta de algunos rubros como el limón, cambur o plátano, aguacate y piña, sin embargo se han topado con limitaciones que aún no han podido vencer.

Pensamos que una flexibilización en el uso de las divisas pudiera funcionar, al igual que la disminución de trámites y por su puesto el suministro de insumos necesarios en cada rubro que se pretenda incorporar en el portafolio de exportación.

Las cantidades de Producto a despachar.

Si sólo una empresa o productor quieren exportar, posiblemente no van a poder cubrir los compromisos mínimos en las condiciones actuales en cuanto a los kilos o unidades exportables, es por ello que también consideramos que un compromiso como este pasa por crear condiciones para que muchos productores puedan dedicarsea la producción para este tipo de negocio, unir esfuerzos y recursos será lo más acertado, sin embargo, no es limitativo siempre y cuando el productor o empresa esté dispuesto a asumir los riesgos individualmente.

Otro elemento a considerar son los canales de comercialización que debe incluir el precio de venta del producto en el mercado internacional y por su puesto el costo de producción del producto a exportar.

Sugerimos contratar el transporte una vez se tenga certeza que se tiene las cantidades mínimas para despachar y no depender de terceros en el suministro del producto como intermediarios o mayoristas, en este caso sugerimos adecuar los manejos tecnológicos para maximizar el uso de los insumos y el logro de la mejor calidad posible y las cantidades de producto a despachar según el compromiso.

Reflexión

“Todo país tiene algo que compartir con los habitantes del mundo, como lo muestre será la garantía de su aceptación y el beneficio de ello será la satisfacción de darse a conocer”